Albisteak

Polideportivo Errotarena 

Ante las noticias publicadas en varios medios de comunicación en el día de hoy, queremos informar a la opinión pública de lo siguiente.:

  1. En Política no vale todo; y para aquellos que no aceptan la decisión democrática de los ciudadanos y ciudadanas expresada de manera mayoritaria en las urnas, y en su recurso del pataleo, tratan de ensuciar la imagen pública de sus adversarios políticos con falsedades y mentiras, el tiempo es un factor que juega en su contra: “El tiempo pone a cada uno en su sitio”.

  2. Bildu en Balmaseda dio un paso más en ese camino, intentando criminalizar la actuación municipal con la interposición de una denuncia “en vía penal” a los pocos días de la constitución de la nueva Corporación Municipal en 2011:

    • Elecciones municipales: 22 de Mayo;
    • Pleno de investidura: 11 de Junio;
    • Pleno de Organización Municipal: 23 de Junio;
    • Primer pleno ordinario de la Legislatura: 9 de Septiembre.

    En el mes de Agosto de 2011 los dos concejales de Bildu presentan denuncia penal en el Juzgado de Instrucción de Balmaseda. Lo cual demuestra claramente su actitud.

    Los actos de la Administración cuando se entiende que no se ajustan a derecho se puede acudir a la vía jurisdiccional contencioso-administrativa para analizar su control de legalidad y, en su caso, se pueden anular. Pero aquí no es eso lo que les preocupa, aquí van directamente a la vía penal, tratando de buscar “sangre”.

  3. En el Ayuntamiento no tenemos conocimiento de que Bildu ha presentado una denuncia hasta el 26 de Octubre de 2011, a pesar de que se habían celebrado hasta esa fecha un buen número de Comisiones Informativas.

    Según parece, por la información que hemos recabado en el día de hoy, esa denuncia fue archivada en primera instancia por el Juzgado de Instrucción de Balmaseda, y recurrida en apelación por los denunciantes, los concejales de Bildu.

    La Audiencia Provincial de Bizkaia, que es la que ha examinado el recurso de apelación, estima dicho recurso en el sentido de que entiende que el Juzgado de Instrucción de Balmaseda, antes de proceder al archivo, debía de haber practicado unas diligencias mínimas de investigación, y así, le insta a que incoe Diligencias Previas y que tome declaración al denunciado y pida el expediente administrativo al Ayuntamiento, antes de dictar resolución sobre este tema.

  4. Respecto al fondo del asunto, tras la realización de las jornadas de puertas abiertas a finales del mes de junio (tras la celebración de las elecciones, para evitar críticas por electoralismo), y mientras se preparaba el pliego de condiciones técnicas y administrativas para la gestión del polideportivo, se realiza un contrato menor, y tras un procedimiento negociado, con la invitación a 3 empresas, con fecha 8 de Septiembre se adjudica por Decreto de Alcaldía la gestión del Polideportivo.

    Respecto a las tasas, las correspondientes al ejercicio 2011 se aprobaron en noviembre de 2010, no contemplándose el inicio de la puesta en marcha del polideportivo. Tras la emisión de un informe de legalidad por la Secretaria en noviembre de 2011 se acordó la no liquidación de tasas hasta la aprobación por el Pleno de las correspondientes al ejercicio 2012.

  5. Entendemos que una de las labores de la oposición es la de fiscalizar la acción de gobierno, pero de ahí a tratar de criminalizarla hay un trecho muy importante, y no compartimos esa judicialización de la política; con qué intenciones???

    Es de destacar también que, en su día, no se dio la misma publicidad a otra resolución de, al menos, la misma importancia, al auto de archivo del Juzgado de Instrucción de Balmaseda, y ahora se quiere difundir a bombo y platillo este auto de la Audiencia Provincial que lo único que viene a decir es que se tome declaración al denunciado y que se pida el expediente al Ayuntamiento antes de dictar la resolución que en Derecho proceda.

    Cuando se dicte nuevamente esta resolución, que estamos convencidos de que será nuevamente el archivo de las diligencias, esperamos que también le den la misma difusión, y se proceda, en ese caso, a la reparación del daño causado por la difusión interesada y malintencionada de esta información.